Gazprom contra Gazprom

Cada vez que Fernando Torres o Juan Mata aprietan el botón del agua caliente en los vestuarios de Stamdford Bridge, el estadio del Chelsea, arranca una cadena de sucesos que finalmente terminan por explicar algunas de las claves económicas que sustentan el fútbol del siglo XXI. El combustible que procura una temperatura apropiada para la ducha de los dos futbolistas españoles del equipo londinense procede de la compañía estatal rusa Gazprom, la mayor gasista del mundo, que el pasado verano se convirtió en la suministradora de gas y electricidad del conjunto inglés para las siguientes tres temporadas.

 

Mientras Mata y Torres abren un grifo insignificante en la parte baja del campo, en la más alta el dueño del equipo, Roman Abramovich,
mantiene activo el chorro de otro sí mucho más trascendente del que llegan millones de “gaseorublos” desde San Petersburgo para mantener al equipo en la élite europea. Esta paradoja fue alertada y reprobada por Michel Platini, presidente de la UEFA al establecer un código ético o Financial Fair Play (FFP) en el que se impide que los equipos edulcoren sus cuentas con el azúcar del dinero procedente de empresas con las que se mantenga una conexión e influencia evidente o multimillonarios ansiosos de hacer dinero con su hobby favorito. “Hay gente que llega al fútbol para ganar dinero o popularidad. La UEFA está para proteger a los clubs, no para asesinarlos. Quiero que se gasten el dinero que tengan, no el que no tienen”. El objetivo de la institución futbolística europea es que ningún equipo gaste más de lo que ingresa en un año y todas sus operaciones se financien con dinero propio y no de terceros. El incumplimiento de esta regla acarreará multas, sanciones y exclusión de competiciones a partir de 2014.

Frente a esta autopista de doble carril en dirección contraria a sus intereses, la jugada maestra de Gazprom ha sido aliarse con uno de sus presumibles enemigos: ha estrechado la mano de Platini al convertirse en patrocinador preferente de la Champions League y la Supercopa de Europa hasta 2015. Así que la gasista es al mismo tiempo sponsor de la competición, “colabora” activamente con el Chelsea pasada y ha puesto también dinero en otros dos equipos participantes: el Zenit de San Petersburgo y el Schalke 04 alemán. Así que el próximo miécoles se dará el caso de que enfrenten Gazprom contra Gazprom (Chelsea contra Schalke 03) en un torneo patrocinado por Gazprom

Articulo realizado por: @acabello72

Artículos Relacionados


Comentarios :

Deja un comentario!

Añade aqui tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. También puedes suscribirte a estos comentarios via RSS.

Se amable, limpio, mantente en la temática del Artículo y no hagas Spam.


Suscribase al boletín

Manténgase informado de nuestras
promociones y concursos!

Escriba su dirección de e-mail: